Aviso legal

Este es un sitio web que el Síndic de Greuges de Catalunya pone a disposición de los usuarios de la red Internet. Su objetivo es facilitar el acceso a los servicios y la información de su institución y, al mismo tiempo, dar proyección al Síndic, el defensor de las personas, y a su actividad.

La web y todos sus contenidos, incluyendo los textos, imágenes, sonido, bases de datos y cualquier otro material, son propiedad del Síndic de Greuges de Catalunya, de algún organismo vinculado a esta institución o bien de terceros que hayan autorizado su uso.

Todos los derechos de esta Web están reservados. No está permitida la modificación del sitio web ni de sus contenidos.

El Síndic de Greuges de Cataluña cumplirá de forma estricta la normativa vigente en cada momento sobre protección de datos de carácter personal y adoptará las medidas legalmente exigibles para la protección de los datos de carácter personal de la persona usuaria, preservando su privacidad y confidencialidad. Con este propósito, en la sede del Síndic de Greuges existen formularios a disposición de las personas que deseen acceder a sus datos, rectificarlos, suprimirlos, solicitar su portabilidad, oponerse a su tratamiento y solicitar su limitación. Asimismo, y de acuerdo con la Instrucción 1/2009, de 10 de febrero, sobre el tratamiento de datos de carácter personal mediante cámaras con fines de videovigilancia, y el Reglamento 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016, relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, les informamos que:

1.    Si acceden al edificio del Síndic de Greuges, puesto que dispone de un sistema de videovigilancia, sus datos serán incorporados al fichero de videovigilancia, del cual es responsable el Síndic de Greuges de Cataluña.

2.    La finalidad del fichero es garantizar la seguridad de los bienes y las instalaciones del edificio del Síndic de Greuges, donde está instalado un sistema de videovigilancia, así como la seguridad de las personas que acceden al edificio.

3.    Los datos pueden ser cedidos a las fuerzas y cuerpos de seguridad, de conformidad con el artículo 4 de la Ley orgánica 2/1986, de 13 de marzo, de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, con la finalidad de investigación de actos ilícitos que hayan sido registrados en el campo de visión del sistema de videovigilancia.

La información administrativa facilitada a través de esta web no sustituye la publicidad legal de las leyes, de las disposiciones generales y de los actos que se hayan de ser publicados formalmente en el DOGC y otros diarios, oficiales, que son el único instrumento que da fe de la autenticidad y contenido.

El Síndic de Greuges de Catalunya no se hace responsable del contenido, exactitud y actualización de la información que proviene de otras personas físicas o jurídicas y que conste en el sitio web o la que se remita a partir de enlaces a sistemas externos.

El Síndic de Greuges de Catalunya no garantiza que la web y el servidor estén libres de virus y no se hace responsable de los daños causados por el acceso al sitio web o por la imposibilidad de acceder.

En ningún caso las galletas (cookies) o otros medios de naturaleza análoga que se puedan utilizar servirán para almacenar información que permita identificar la persona física usuaria de la web.

Política de uso de cookies

Funciones de la Persona Delegada de Protección de Datos (DPD)

Las funciones de la Persona Delegada de Protección de Datos (DPD) están reguladas en el artículo 39 del Reglamento 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 27 de abril de 2016 (RGPD):

La DPD tendrá como mínimo las siguientes funciones:

  • Informar y asesorar a la persona responsable o persona encargada del tratamiento, y al personal que se ocupa del mismo, de conformidad con lo dispuesto en el RGPD y otras disposiciones de protección de datos.
  • Supervisar el cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento, de otras disposiciones de protección de datos y de las políticas de la persona responsable o de la persona encargada del tratamiento en materia de protección de datos personales.
  • Supervisar la asignación de responsabilidades en materia de protección de datos personales.
  • Supervisar la concienciación y formación del personal que participa en las operaciones de tratamiento.
  • Supervisar las auditorías de protección de datos.
  • Ofrecer el asesoramiento que se le solicite acerca de la evaluación de impacto relativa a la protección de datos.
  • Supervisar su aplicación de conformidad con el artículo 35 del Reglamento (evaluación de impacto).
  • Cooperar con la autoridad de control.
  • Actuar como punto de contacto de la autoridad de control para cuestiones relativas al tratamiento, incluida la consulta previa a que se refiere el artículo 36 RGPD (consulta previa para realizar una evaluación de impacto).
  • Realizar consultas a la autoridad de control, en su caso, sobre cualquier otro asunto relativo al ámbito del tratamiento de datos personales.

Como parte de estas funciones de control del cumplimiento, la DPD puede desempeñar, entre otras, las tareas siguientes; en particular:

  • Recabar información para determinar las actividades de tratamiento.
  • Analizar y comprobar la conformidad de las actividades de tratamiento.
  • Informar, asesorar y emitir recomendaciones a la persona responsable o la persona encargada del tratamiento.

La PDPD desempeñará sus funciones prestando la debida atención a los riesgos asociados a las operaciones de tratamiento, teniendo en cuenta la naturaleza, el alcance, el contexto y los fines del tratamiento,

Las personas interesadas pueden ponerse en contacto con la DPD en relación con todas las cuestiones relativas al tratamiento de sus datos personales y para ejercer sus derechos, de acuerdo con el RGPD.

La DPD está obligada a mantener el secreto y la confidencialidad en relación con el desempeño de sus funciones durante toda la duración de su relación profesional. Asimismo, debe conservar el secreto profesional respecto a los datos, aunque la relación contractual con la persona responsable se haya extinguido, de acuerdo con el artículo 10 de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre, de Protección de Datos de Carácter personal.